Guía sobre los osos pardos

 
Related

Curiosidades sobre los tiburones

Animales
382 points



Most recent

Aviso: Una brecha de seguridad roba los datos de 1,2 millones de usuarios de WordPress

NOTICIAS-ETF
134 points

Si le han recetado aspirina para prevenir estas dolencias ¡cuidado!

NOTICIAS-ETF
226 points

Se busca hogar, Propuesta para adoptación de animales

Image Press
14 points

¿A quién le importa acordarse de aquello que olvidó?

El diario de Enrique
10 points

La edad de la razón

El diario de Enrique
8 points

HUMO BLANCO EN CONCLAVE DE CENTRO

pensamiento Libre
104 points

ELECTRICIDAD BARATA Y CERO CO2: Bill Gates arranca asalto las eléctricas con reactor nuclear barato

NOTICIAS-ETF
106 points

Un estudio apunta q la vitamina D podría reducir la inflamación y beneficiosa contra COVID-19 grave

NOTICIAS-ETF
188 points

Cambio climático: guía simple para entender el calentamiento global

NOTICIAS-ETF
82 points

WHO IS LEE JAE-MYUNG?

pensamiento Libre
254 points
SHARE
TWEET
Los osos pardos se caracterizan por tener un pelaje abundante y espeso, además de una cola bien pequeña (de solo 7 u 8 cm) en comparación con el gran tamaño de su cabeza.

Guía sobre los osos pardos

Este es el animal terrestre más grande de la fauna ibérica. Cuenta con un cuerpo bien robusto. Los ejemplares machos pesan considerablemente más que las hembras, alrededor de un 30% más de peso. Los osos pardos ibéricos son los más pequeños del orbe. Los machos pueden llegar a pesar 180 kg mientras las hembras solo alcanzan los 140 kg. Su peso puede variar considerablemente de un año a otro en dependencia de la disponibilidad de alimentos. Su altura en cruz va desde los 90 cm a 1m y su longitud se acerca a los 2 m.

Su pelaje puede ser de un color crema claro o pardo oscuro, distinguiéndose por su coloración casi negra en las patas y amarillenta en las puntas del pelo. Posee ojos y trufa de color negro, contrastando con su pelaje pardo.

Se traslada de manera parecida a los humanos, apoyando el peso sobre las plantas de los pies. Asimismo, es capaz de sostenerse en dos patas, aunque solo lo hacen en ocasiones puntuales como peleas por las hembras o en situaciones de peligro. Habitualmente caminan en cuatro patas.

HÁBITAT Y DISTRIBUCIÓN

Por lo general, su hábitat cuenta con grandes cantidades de frutos de todo tipo y vegetación abundante, pues de ahí depende su alimentación. También debe contar con amplias extensiones de tierra en las que puedan moverse con libertad y descansar en refugios seguros durante la temporada invernal.

Hoy día, el hábitat principal del oso pardo son los grandes bosques caducifolios del norte español, específicamente la Cordillera Cantábrica y los Pirineos. Actualmente solo existen un poco más de 80 osos en España repartidos en tres grandes núcleos poblacionales: el occidental, el cantábrico oriental y el pirenaico.

ALIMENTACIÓN

Aunque su apariencia física indique lo contrario, los osos no son los típicos animales carnívoros. Su alimentación se basa casi en su totalidad de plantas y frutos, lo que ha hecho que su dentición se haya ido modificando con el tiempo y resulten en molares y premolares más redondeados y de mayor superficie y unos incisivos puntiagudos, características ideales para una dieta de plantas y frutas esencialmente. No obstante, su mandíbula tiene fuerza suficiente para desgarrar presas de gran tamaño.

Su vida y costumbres giran en torno a la búsqueda de alimentación. La propia hibernación es causa del escaso suministro de alimentos durante los meses de invierno. Esto provoca que durante el invierno, los osos adultos puedan llegar a perder un 40% de su peso.

Los principales alimentos del oso pardo son avellanas, bellotas, castañas, hayucos, bayas, tubérculos, megaforbios, brotes tiernos de gramíneas, junto con carroñas, insectos, miel, setas, aves, huevos y algunos ungulados.

COSTUMBRE Y COMPORTAMIENTO

Los osos pardos españoles no se dejan ver con facilidad, aunque ocasionalmente se acercan a las aldeas asturianas donde hay panales, sotos con bayas o prados. En la época de celo, los machos marcan su territorio dejando arañazos, mordiscos y desgarrones en los árboles, así como restregándose en la corteza para impregnarlas con su olor.

Suelen dormir sobre pequeños hoyos que ellos mismos cavan en la tierra o sobre el propio suelo, excepto durante los meses de invierno. También duermen en las cuevas invernales o en los huecos de los árboles.

La hibernación en la Cordillera Cantábrica dura de enero a marzo, aunque puede variar según la intensidad del invierno y la disponibilidad de alimentos. Esta etapa en la vida de los osos viene precedida del consumo de gran cantidad de comida que luego resulta en acumulaciones de grasa.

No son animales agresivos, hasta el momento solo atacan cuando se sienten en peligro o para proteger a sus crías. Generalmente, no terminan su ataque, todo queda como una especie de amago.

REPRODUCCIÓN

Son los vertebrados de mayor tasa de natalidad en el mundo. La madurez sexual de las hembras es entre los 3 ½ y 5 años de edad. El tiempo entre el nacimiento de una camada y el de la próxima es de unos 3 años, cuando nacen de 1 a 3 crías. Suelen andar acompañados durante el período de celo, que acontece en la temporada estival.

Pueden emparejarse en varias ocasiones durante el periodo de apareamiento. Los machos se trasladan por todo su territorio para encontrar y controlar a las hembras, llegando a competir por una compañera en feroces combates con su oponente.

Las parejas de osos se mantienen juntas durante un corto tiempo, para luego volver a la vida solitaria de siempre. El periodo de gestación inicia en noviembre o diciembre y puede durar de 8 a 10 semanas, resultando en el nacimiento de las crías durante los meses de enero o febrero mientras la madre se encuentra hibernando.

Los bebés osos nacen sin pelo y sin dientes, cono solo 500 g de peso. Luego de poco más de tres meses dejan la dependencia exclusiva a la leche materna y se alimentan de otras fuentes de comida. Se destetan completamente al año de vida.

Los oseznos se desarrollan con rapidez, dejando la osera al terminar la primavera. Su madre los abandonará a los 18 – 22 meses de vida y las crías permanecerán juntas durante alrededor de un año.

ESTADO DE CONSERVACIÓN

En España solo existen alrededor de 80 osos distribuidos entre la Cordillera Cantábrica y los Pirineos. Las principales amenazas para su vida son la expansión humana, la caza furtiva, los cepos y trampas, y la sobreexplotación de los suelos y recursos vegetales.

Es una especie protegida desde la segunda mitad del siglo XX, cuya pérdida de su hábitat ha provocado la disminución del número de especies y el aumento de los encuentros con los asentamientos humanos.

Está catalogada como una especie en peligro de extinción, por lo que se han aprobado varios planes de recuperación de su área de distribución y varias leyes para su protección y conservación.

Fuente: www.ososwiki.com
SHARE
TWEET
To comment you must log in with your account or sign up!
Featured content