EL HOMBRE DOMINA LA NATURALEZA MANDA.

 
Related

EL ULTIMO PUERTO

ME HAGO CARGO
418 points

ADMINISTRAR LO MAS VALIOSO QUE TENEMOS...EL TIEMPO

ME HAGO CARGO
602 points



Most recent

Sostenibilidad y calidad de Vívolo Café en la agenda diplomática

Comunicaciones
36 points

PARA LOS INMUNES A MI ANTÍDOTO

Octavio Cruz Gonzalez
8 points

Tips para reparar un sofá de cuero de forma fácil y económica

MaríaGeek
16 points

Conoce a Anahí Medina. Estrenará La última Paciente, en el Teatro Nuevo Versalles

Benjamin Bernal
8 points

NO HAY FUEGOS AMIGOS

Octavio Cruz Gonzalez
8 points

Es peligroso cocinar en el microondas?

NOTICIAS-ETF
66 points

¿Ante qué casos es recomendable acudir a un perito arquitecto?

MaríaGeek
18 points

Pure Storage realiza una inversión estratégica en LandingAI para impulsar modelos de visión de IA en

Patricia Amaya Comunicaciones
8 points

"La última paciente" En el Nuevo Versalles. Junto al teatro Silvia Pinal.

Benjamin Bernal
16 points

¿Qué fue de Jaime Alguersuari tras su salida de la F1?

MaríaGeek
12 points
SHARE
TWEET
“hay que tener respeto por la naturaleza esa es la clave de la supervivencia de la Humanidad”

EL HOMBRE DOMINA   LA NATURALEZA MANDA.

Friedrich Holderlin

El hombre, hasta el momento ha permanecido en la cima de la pirámide depredadora y no existe en la actualidad ninguna criatura que le dispute el puesto. El mayor asesino de la tierra es el hombre y hasta mata por deporte. El depredador mata para sobrevivir El hombre es auto destructor y es consciente del asesinato que está cometiendo.
El hombre se ha convertido en el voraz destructor de la fuente natural de su propia vida, en su afán por superarse y, que en cierta forma se siente un poco Dios; creador, inventor, transformador, dueño de la vida, patrón del universo, se olvida que todas las cosas en la naturaleza no están hechas por azar, que cada especie ocupa su lugar en la rueda de la vida, que cada una tiene un rol.
Destruye su hábitat con verdadera saña, como si odiara la bellísima morada en que vive, y a las criaturas que le acompañan y viven con él. Acaba con las plantas que son su abrigo, su alimento y medicina, sin el menor agradecimiento, sin la más mínima consideración. Destruye y aniquila. Bombardea la tierra y todo ser vivo que se le atraviese con fuerza destructora.
Y así pudiéramos hacer una relación de cuanta cosa destruye y/o intenta destruir el hombre en su paso por la tierra y cada generación, como si fuese la última que fuera a existir. Tanto es el afán destructor del hombre, que intenta por igual destruir su pasado y el pasado histórico.
Están los inconscientes que sólo consideran vida, la única digna de conservarse, la humana, como si la vida no fuera toda la naturaleza, de la que apenas somos una entre billones de especies y formas de vida.
A los humanos nos tomó millones de años convertirnos en la especie dominante que hoy arriesga su propia supervivencia si no se detiene el acelerado proceso de destrucción. Nuestra raza humana, cada uno de sus grandes grupos y cada uno de los individuos que la formamos, deberíamos dejar llevarnos por el instinto de supervivencia de la especie para prolongar su permanencia en el planeta. De eso se ha tratado a lo largo de la existencia de la humanidad.
Hace guerras donde quedan millones de muertos, consume drogas y estupefacientes, intercambia virus genéticamente modificados, con lo cual se crea epidemias letales.
El trabajo técnico y científico del hombre calienta la Tierra, el agente calorífico es el bióxido de carbono .Es consecuencia de la industria petroquímica, de la combustión de carbón, gas y petróleo, y del monóxido de carbono de los vehículos. Dados sus efectos, la temperatura ambiental del Planeta aumenta, la nieve se derrite en las montañas, las áreas polares se deshielan, el nivel de las aguas marítimas sube, en las zonas templadas las personas muere de calor.

El agua, sustento de la vida, va desapareciendo, se ensucian los ríos, mares y quebradas merman o se secan. En contraste caen diluvios en amplias zonas de la Tierra. El cuadro de inundaciones, ahogados y desaparecidos es enorme. Los océanos reciben diariamente grandes cantidades de desechos líquidos y sólidos además de basura procedente de grandes y pequeñas ciudades.
Las selvas, océanos selváticos, fuentes de oxígeno y energía, depuradores atmosféricos, están atacadas, intensamente quemadas, talados sus árboles naturales, intervenidas las cadenas biológicas, aisladas las especies, dañadas sus poblaciones indígenas, alteradas sus condiciones naturales. Las reemplazan con cultivos transgénicos que modifican genéticamente las plantas y alteran el ecosistema. La caza y pesca industriales exceden la capacidad de reproducción de las especies.
Hoy, el hombre todavía no se ha dado cuenta de lo ínfimo que es, su soberbia no se lo permite, pero la naturaleza está comenzando a hablarle de distintas maneras, la naturaleza se está encargando de emparejar las cosas ,terremotos, tsunamis, ciclones, huracanes y tornados son las formas que tiene de comunicarle que hasta aquí llego, que ya basta de alteraciones violentas, que cuando llegue la oscuridad ,no habrá dinero que pueda hacer volver la luz, no habrá fortuna que sirva, la tecnología solo será historia y los recuerdos de buenos tiempos solo estarán presentes en nuestras cabezas , dudo de que estemos a tiempo de autoevacuarnos de esta mediocridad social en que vivimos, pero al menos debemos intentarlo porque…quien nos asegura que la naturaleza no nos dé una nueva oportunidad?
Julio Casati


Fuente: www.radiolashorascontadas.blogspot.com.ar
SHARE
TWEET
To comment you must log in with your account or sign up!

Comentarios más recientes
Juan
Así es amigo, de acuerdo con su opinión. La naturaleza a pesar de cobrar factura sigue dándonos nuevas oportunidades.
 
Featured content