Brujería

 
Most recent

Amanecer

El diario de Enrique
8 points

FRENTE A UNA DEMOLICIÓN EN CURSO NO HAY TIEMPO DE RAZONAR

Octavio Cruz Gonzalez
16 points

'La Magia del Color': una ventana a la vida rural del Caribe colombiano

Comunicaciones
12 points

Ella, la vida y el alma

El diario de Enrique
8 points

Tasas bajas y ajustes a modelo de preasignación de vivienda prioritaria reactivarían el sector: Grup

Patricia Amaya Comunicaciones
12 points

¡Higgííííns! ¡Cállatéééé!

I'm Chester O'Brien
18 points

Grand Sirenis San Andrés, destacado en los Traveller s Choice Awards 2024

Comunicaciones
10 points

Tiempo para el deseo, improvisando el mejor bachatango

El diario de Enrique
12 points

Latam HealthTech Forum 2024: un encuentro que transformará el sistema de salud

Prensa
32 points

Periodista Andrea González-Villablanca junto a Fiscal Antimafia italiano, Giovanni Salvi

Periodistas Lideres
14 points
SHARE
TWEET
La brujería es el conjunto de credos, conocimientos prácticos y actividades atribuidos a ciertas personas llamadas brujas, existe además la forma masculina, los brujos, aunque es menos usual, que están aparentemente dotadas de ciertas destrezas mágicas que emplean con la finalidad de causar daño.



Los estudiosos concuerdan en afirmar que los orígenes del Culto, mal llamado brujería por los paganos cristianos, se encumbran a tiempos prehistóricos, cuando el hombre reverenciaba el cielo y la luna, las estrellas, el sexo y los antepasados

¿Qué es la brujería? Todo tenía un espíritu, un alma que podía ser benévola u hostil según las circunstancias. Dos grandes ideas o concepciones de la divinidad se hicieron comunes en todas las religiones: una de ellas referente a la creación de Vida, la otra sería el terror a la Muerte. Este miedo forjó la necesidad de creer en una vida más allá de la muerte, y con ella se representó un dios tenebroso, masculino, señor de la guerra y de la muerte.

La brujería es el uso especializado de la energía. Comprender la brujería desde el punto de vista del hombre común y corriente está fuera de nuestro alcance. Ya que carece de energía necesaria para relacionarse con la brujería.

Los seres humanos nacen con un monto limitado de energía, que a partir del momento de nacer es metódicamente desplegada y esgrimida por la modalidad de la época, de la manera más favorable.

La brujería es un estado de conciencia, ya que existe un poder oculto dentro de nuestro ser que se puede alcanzar. Una vez logrado, empezamos a ver, es decir, a percibir algo más. Y después empezamos a saber de una manera directa, sin tener que usar palabras. Es una percepción desarrollada, un conocimiento tácito. Este brillante resplandor de conocimiento ilumina los ocultos parajes de la mente humana. La brujería y la magia se revelan así como metáforas de la necesidad del hombre de percibirse a sí mismo. La brujería es un viaje de regreso. Reanudamos al espíritu, triunfante, luego de haber descendido al infierno. Y desde el infierno acarreamos trofeos, logrando un aprendizaje.

La brujería no es una cuestión de encantamientos y abracadabras, sino la independencia de percibir no sólo el mundo que se da por sentado, sino también todo lo que es humanamente viable.

La racionalidad de las personas nos pone entre la espada y la pared. La tendencia como seres humanos es la de examinar, tantear, averiguar, proyectar, reflexionar. Y no hay modo de hacer eso desde adentro de la brujería. La brujería es el acto de alcanzar al lugar del conocimiento silencioso, y el conocimiento taciturno no es analizable, porque sólo puede ser experimentado.

El fin de la brujería es reestablecer el conocimiento silencioso, renaciendo el vínculo con el intento; particularmente, llegar a vigilarlo pero sin sucumbir a él. Los centros abstractos de las historias de brujería son, por lo tanto, diferentes matices del conocimiento silencioso, desiguales grados de nuestra capacidad de esta conscientes de la tentativa.

La ayuda que brinda la brujería se busca por distintas razones. Las principales son:

*Para hacer daño a quien se aborrece

* Para conquistar la pasión amorosa de alguien

* Para invocar a los muertos

* Para causar calamidades o impotencia contra enemigos, competidores u opresores reales o imaginarios

* Para solucionar un problema se ha convertido en obsesión y ya no importa porque medio se soluciona.



Fuente: guia-ciudad.blogspot.com
SHARE
TWEET
To comment you must log in with your account or sign up!
Featured content