Por qué cada vez hay más vacunados contagiados con el COVID-19

 
Related

Cinco falsos mitos sobre alimentación: desde el aceite de coco, hasta el alcohol, pan blanco y leche

Enrique TF-Noticias
208 points

La ONU alerta: "Al mundo se le acaba el tiempo para frenar el cambio climático"

Enrique TF-Noticias
660 points



Most recent

ZAG abre su primera oficina en América Latina

Avant Garde
8 points

11-S 2001: la trama Bush, el pretexto para invadir Afganistán y deshacerse de Bin Laden

rmnoticias.com
210 points

La situación de inmigrantes indocumentados que colaboraron en las tareas de recuperación tras el 11S

rmnoticias.com
16 points

Entrada forzada: Software espía de NSO Group accedió secretamente a dispositivos Apple

rmnoticias.com
12 points

¡Alístate a vivir los más bellos atardeceres del Caribe en 1525 Restaurante!

Viajes y turismo
10 points

... old man

Enrique TF-Relatos
12 points

"La islamofobia y la política del imperio": Deepa Kumar explica cómo el racismo impulsó la guerra

rmnoticias.com
14 points

Inspiración e Indulgencia: Maestros del Whisky llega a Sofitel Bogotá Victoria Regia.

Viajes y turismo
12 points

Recolección de baterías automotrices usadas: un asunto de salud pública infantil.

Viajes y turismo
10 points

El laberinto de Tapachula, una cárcel a cielo abierto en la frontera sur: El País

rmnoticias.com
14 points
SHARE
TWEET

Por qué cada vez hay más vacunados contagiados con el COVID-19

04 septiembre 2021

- Nos empieza a preocupar y mucho, que la gente que anda vacunada contra la COVID-19, siga contagiándose y cada vez más.

- Aquí dejo un artículo que intenta dar alguna explicación:
____________________________________________________________________________

Por qué cada vez hay más vacunados contagiados con el COVID-19

Kamila Barca 13 septiembre 2021

© Proporcionado por Business Insider España Primero en Upday Cintillo

En reiteradas ocasiones habrás escuchado o leído que las vacunas no son infalibles. También que se han diseñado para ayudar al sistema inmunológico a hacer frente al contagio, no para evitar la infección con el SARS-CoV-2.

Ese es el principal motivo por el que una persona vacunada puede contagiarse con el nuevo coronavirus y desarrollar un caso sintomático de COVID-19 —aunque generalmente leve—.

"Cada vez hay más vacunados contagiados porque cada vez la población está más vacunada. Eso no quiere decir que las vacunas no están protegiendo, simplemente que hay más inmunizados y por eso se detectan más casos. Ya hemos llegado al 70% de vacunados", explica el presidente de la Sociedad Española de Inmunología (SEI) Marcos López Hoyos en una entrevista con Business Insider España.

3 expertos en COVID-19 dicen que no hay evidencia clara de que las personas sanas y vacunadas necesiten inyecciones de refuerzo a los 8 meses

Además, la evidencia científica de las últimas variantes de interés y preocupación del coronavirus advierte que algunas de ellas contagian mejor y son más resistentes a la respuesta inmunitaria —como beta, gamma y delta—.

"Esa mayor transmisión hace que probablemente, el porcentaje del 70% para alcanzar la inmunidad de grupo que tanto se anunciaba, sea insuficiente", advierte el inmunólogo, jefe del servicio de inmunología del Hospital Universitario Marqués de Valdecilla de Santander.
Aun así, los vacunados con la pauta completa tienen hasta 3 veces menos probabilidades de dar positivo por contagio con el nuevo coronavirus, según un estudio realizado en Reino Unido.

Y están hasta 7 veces más protegidos contra la infección sintomática —incluso contra delta, el conjunto de mutaciones más preocupante hasta la fecha—, conforme a declaraciones de la directora de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC), Rochelle Walensky.

Máxima de todas las vacunas autorizadas contra el COVID-19: no previenen la infección, pero sí que desarrolles un caso de moderado a grave del COVID-19

Las vacunas están diseñadas para entrenar al sistema inmune para hacer frente a la infección, para que actúe de forma rápida y eficaz contra el patógeno.

Es decir, van 'disfrazadas' de SARS-CoV-2, imitando la proteína pico con la que se adhiere a las células humanas, para que el organismo lo reconozca y desarrolle una respuesta inmunitaria.

"Las vacunas son muy buenas para proteger contra infecciones graves, hospitalización y muerte, pero son menos efectivas para proteger completamente contra los contagios. Muchas personas que han sido vacunadas todavía están contrayendo infecciones con la variante delta, aunque la mayoría con síntomas leves", detalla a CNBC Andrew Freedman, de la Escuela de Medicina de Cardiff (Reino Unido).

5 cosas que podrían pasar si te contagias después de recibir la primera dosis por las que deberías protegerte mejor que nunca del COVID-19

Además, explica al mismo medio el profesor Lawrence Young, virólogo de la Facultad de Medicina de la Universidad de Warwick (Reino Unido), siempre habrá una proporción de personas que seguirán siendo susceptibles a infecciones y enfermedades —los inmunodeprimidos, por ejemplo—.

Esto se debe a que su sistema inmunológico, incluso con la pauta completa de la vacuna, no desarrolla tantos anticuerpos como cabría esperar. No obstante, los ensayos de las terceras dosis han demostrado que podrían ser de gran utilidad para estos pacientes, cuenta López Hoyos.

"Las dosis de refuerzo o terceras dosis de las que se está hablando, pueden ser útiles para aquellos sujetos que no han sido capaces de producir anticuerpos después de una segunda dosis. En los estudios se está viendo que los que no lo consiguen tras la segunda dosis, sí que lo hacen con la tercera".

El alcance de la vacunación en los países desarrollados da lugar a que se detecte un mayor número de vacunados contagiados en las olas provocadas por las nuevas variantes

España ha alcanzado ya el 70% de inmunizados con la pauta completa de las vacunas autorizadas por la Agencia Europea del Medicamento (EMA, por sus siglas en inglés).

Pero ya casi el 80% de la población tiene al menos una dosis de las candidatas de Pfizer, Moderna o AstraZeneca.

11 virólogos, epidemiólogos e inmunólogos comparten qué actividades cotidianas han recuperado con el avance de la vacunación y qué esperan empezar a hacer en los próximos meses

"Ya hemos llegado al 70% de vacunados y eso es lo que ocurre. Cada vez hay más vacunados contagiados porque cada vez la población está más vacunada. Eso no quiere decir que las vacunas no están protegiendo", explica el presidente de la SEI.

Además, tal y como se explicará a continuación, la aparición de nuevas versiones del virus —que contagian y resisten mejor a los anticuerpos— aumentan las probabilidades de los casos sintomáticos entre vacunados.

Las nuevas variantes han disminuido entre un 10% y un 30% la eficacia de las vacunas de Pfizer, Moderna, Janssen y AstraZeneca

Otro de los motivos por los que podría crecer el número de vacunados contagiados está estrechamente relacionado con la protección que ofrecen las vacunas.

Más allá de que no previenen la infección, ninguna es 100% efectiva para frenar el desarrollo de un caso de COVID-19 tras el contagio.

En los ensayos clínicos Pfizer y BioNTech demostraron que su vacuna era hasta un 95% eficaz contra el COVID-19. Moderna un 94%, AstraZeneca y Oxford un 76% y Janssen un 72%.

Sin embargo, variantes como beta, gamma y delta han propiciado que este porcentaje pase a ser entre un 10% y un 30% menor.

Pfizer es ahora un 88% eficaz, Moderna se mantiene en un 90% a los 6 meses, AstraZeneca un 67% y Janssen conserva una efectividad similar a las anteriores (más del 60%), según varios estudios.

El gráfico que muestra cómo ha cambiado el coronavirus: la variante delta y las vacunas del COVID-19 provocan diferentes síntomas

No obstante, todas las candidatas siguen siendo efectivas contra los casos graves del COVID-19 —manteniendo a la gente fuera de los hospitales y vivas—. Aunque la disminución de la efectividad, en palabras de López Hoyos, haya llevado a un incremento de casos sintomáticos incluso entre inmunizados.

"Sabemos que cuando tenemos las 2 dosis de la vacuna la protección prácticamente se mantiene. Que aunque caiga alrededor de un 10% la protección, siguen siendo efectivas", aclara López Hoyos.

Las mutaciones identificas en las últimas variantes podrían mejorar la capacidad del virus para resistir a la respuesta de anticuerpos

Desde que se identificaron las variantes beta y gamma, en Sudáfrica (B.1.351) y Brasil (P.1), se detectaron mutaciones en el virus que afectaban a cómo se adhería a los receptores de las células humanas y a su resistencia a los anticuerpos.

Al final, el virus lo que busca es sobrevivir, saltando de huésped en huésped. Sus cambios van orientados a mejorarse a sí mismo para ser más resistente, no a matar a las personas que infectan.

"Todos los virus, incluido el SARS-CoV-2, el virus que causa COVID-19, cambian con el tiempo. La mayoría de los cambios tienen poco o ningún impacto en las propiedades del virus. Sin embargo, algunos cambios pueden afectar las principales propiedades", explica la Organización Mundial de la Salud (OMS).

Por qué hay tantas variantes del virus: razones y consecuencias

Las mutaciones a las que más temen los científicos son a las que afectan a la proteína espiga del SARS-CoV-2, también conocida como proteína S o pico. Con ella el virus se adhiere a los receptores de las células humanas.

"La mayor preocupación en este momento es el gran número de personas que tienen el virus y, por tanto, el gran número de variantes que se están generando", ha reconocido a Business Insider Andrew Read, que estudia la evolución de las enfermedades infecciosas en la Universidad Estatal de Pensilvania, Estados Unidos.

Según Rochelle Walensky, directora de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de EEUU (CDC, por sus siglas en inglés), una variante mutante de escape, que evada las vacunas, está "a unas pocas mutaciones".

En ello coincide Ravindra Gupta, profesor de microbiología de la Universidad de Cambridge, EEUU, quien cree que no se está muy lejos de identificar la primera de ellas.

Los niveles de anticuerpos empiezan a disminuir significativamente a los 6 meses de la pauta completa de la vacuna

A todo ello se suma que los niveles de anticuerpos descienden con el tiempo —aunque se mantienen mejor para unas candidatas que para otras—.

Los últimos estudios publicados estiman que los niveles de anticuerpos que aparecen tras la vacuna de Pfizer caigan hasta el 84% a los 6 meses, mientras que los de Moderna parecen estables a 90% y 93% en el mismo periodo.

Por esta razón, los reguladores de Europa y Estados Unidos estudian los beneficios y la seguridad de administrar una tercera dosis de refuerzo —que ya se ha autorizado para personas inmunodeprimidas—.

Las dosis de refuerzo empiezan a ser una realidad: qué grupos recibirán primero una tercera inyección

Anthony Fauci, el principal epidemiólogo al frente de la pandemia en EEUU, asegura que los investigadores seguirán indagando en cuándo será necesaria esta inyección de refuerzo. Pero la autoridad europea (EMA) reconoce que aún sigue siendo una incógnita.

No obstante, aunque los niveles de anticuerpos disminuyan con el tiempo, un estudio publicado en Nature ha demostrado que los recuperados del coronavirus pueden fabricar anticuerpos contra el virus durante el resto de sus vidas —gracias a las células inmunes, conocidas como células B—.

Aunque, tal y como se ha mencionado con anterioridad, lo más preocupante es que aparezca una variante capaz de evadir la respuesta inmunitaria que estimulan las vacunas o la de una infección natural.

"Está a sólo unas pocas mutaciones de distancia", advierte Walensky.

Kamila Barca
3 Sep 2021 17:08h.

Fuente: https://www.msn.com/es-es/salud/vida-saludable/por-qu%C3%A9-cada-vez-hay-m%C3%A1s-vacunados-contagiados-con-el-covid-19/ar-AAO4vy5?ocid=msedgdhp&pc=W037



Fuente: etfreixes.wixsite.com
SHARE
TWEET
To comment you must log in with your account or sign up!
Featured content